Ciudad de México 18-10-2017
No hay sueno, no hay hambre, hasta que el cuerpo diga que no puedes
Vida Urbana

No hay sueño, no hay hambre, hasta que el cuerpo diga que no puedes

Por

Moisés Celis y Luis Noyola forman parte de la brigada ciclista que recorre la zona de la Roma para entregar víveres


En la colonia Roma el movimiento no cesa, en estos momentos las manos abundan, quitan escombros, dirigen el tránsito, cargan víveres, hacen comida y sostienen la tristeza de cuerpos desvalidos.

También hay un grupo de ciudadanos que gracias a su entereza y a la fuerza de sus piernas, realizan una labor fundamental en estos momentos de confusión y solidaridad.

Son la brigada ciclista, integrada principalmente por jóvenes, pero también hay adultos, no les importa cuántas vueltas den y cuan agotados estén, simplemente se abocan a su rutina: cargar y entregar víveres o lo que se requiera.

Moisés Celis y Luis Noyola llegaron prácticamente al día siguiente del sismo del 19 de septiembre, cada quien en una zona de la colonia Roma, una noche después coincidieron en el mismo equipo. El número de integrantes varía de acuerdo al día y actividades de cada quien, se comunican vía whatsapp.


                                                    


Moisés a sus escasos 22 años comenta a El Andén que su labor consiste en "acudir a los lugares donde las camionetas o coches no tienen tanto acceso, precisamente para no entorpecer las labores, llevamos víveres y lo que haga falta a donde sea".

Es puro trabajo voluntario, la convocatoria fue por Facebook y otras redes sociales. Aseguran que cada día se unen más ciclistas, quienes acondicionan sus bicicletas con canastillas improvisadas, cajas, bolsas y estructuras de cualquier índole.

"Es bonito porque mucha gente se suma, sin importar si tiene otras labores en casa, si tiene que trabajar. No hay sueño, no hay hambre, hasta que el cuerpo diga que no puedes".
Para Luis, la sensación de ayudar es satisfactoria. Convencido comenta el momento más emotivo "cuando llegas con los víveres y ves la cara de la gente que los necesita, eso es lo más reconfortante, eso me hace seguir pedaleando".
Foto: El Andén



Gabriela Rivera.

Comunicadora. Dejó la danza contemporánea y pasó al tutú político. Convirtió los giros en metáforas. @GRIVERA72

El Andén

Etiquetas: Sismo CMX La Roma